Actualidad

Nueva ley de Start-Ups


El 3 de noviembre de 2022 se dio el pistoletazo de salida a la nueva ley de Fomento del Ecosistema de Empresas Emergentes, también conocida como la Ley de Start-ups que entrará en vigor el 1 de enero de 2023.
 
En esta ley se incluye la definición de "Start-Up" cómo aquella empresa de creación nueva, es decir, de menos de cinco años de existencia o siete si su actividad económica se basa en la biotecnología, el sector energético o el industrial.
 

Qué ofrece esta ley?

El objetivo de esta ley es agilizar los trámites administrativos exigidos en la hora de constituir sociedades, como por ejemplo:
  • En algunos casos, gratuidad en las gestiones de notaría y registro, siempre que la sociedad se cree telemáticamente y en un plazo de seis horas.
  • Deja de ser obligatorio poseer un Número de Identidad de Extranjeros a inversores de sociedades emergentes que no sean residentes en España.
  • Que el capital social necesario para constituir una sociedad sea solo de 1?€.
 
Además, esta nueva ley ofrece algunos beneficios fiscales, entre ellos destacamos:
  • Reducción del impuesto sobre sociedades del 25% actual a un 15%, durante los 4 primeros años, siempre que la base imponible sea positiva.
  • Bonificación de la cuota de autónomos (durante tres años), a aquellas personas que inicien su proyecto a la vez que continúan trabajando para terceros.
  • Elevar la exención de la tributación de las stock options de 12.000 euros actuales a 50.000 euros.
  • Incrementar la base máxima de la deducción por inversión en empresas de nueva o reciente creación. Con la nueva ley los primeros 100.000 euros quedarán exentos de tributación (a diferencia de los 60.000 actuales).
  • Se incrementa el plazo para poder invertir en empresas emergentes de 5 a 7 años.
  • A los "Business Angels" entendidos como tales inversores con solvencia económica suficiente que invierten en start-ups en sus fases socios fundadores, la normativa les permite la deducción de hasta el 50% -con un límite máximo de 100.000 euros- en la inversión
 

La ley de start-ups y los nómadas digitales

Uno de los objetivos de la Ley de Start-ups es atraer a personas que pueden teletrabajar y cambiar de residencia de manera habitual, también denominados "nómadas digitales". Con la aprobación podrán vivir y trabajar en España durante 5 años y quedarán sujetos al impuesto sobre la renta de no residentes.
 
También se crea un nuevo visado para el teletrabajo, que permitirá a estos nómadas digitales poder vivir en España durante un periodo máximo de un año.
 
Finalmente, estos teletrabajadores podrán acogerse al régimen de expatriados a aquellos inversores y freelance otros países que trabajen para start-ups españolas.
 
FINANCIADO POR LA UNIÓN EUROPEA - NEXT GENERATION